impactonews.co

INCENDIO MALAMBO
Impacto News

Impacto News

“Este incendio fue ocasionado por manos criminales”: afectado por conflagración en Malambo

El fuego arrasó un cultivo de mangos y las pérdidas se calculan en más de 500 millones de pesos.

Por: Miguel Utria M.

“Ese incendio fue provocado. Yo sostengo que ahí hubo manos criminales, por la forma y la hora en que se dieron las cosas. Eso no fue accidental”.

Quien así se expresa es Orlando Navarro, propietario de la finca ‘Villa Alicia’, en cuyos terrenos había un sembrado de mangos que la noche del viernes 24 de marzo fue arrasado por un voraz incendio dejando grandes pérdidas.

Arrasado acabó el sembrado, notándose su dimensión con la salida del sol

El propietario de la finca, aseguró que por la forma en que se dieron las cosas y la hora del mismo (viernes después de las 7:00 PM) el incendio no pudo ser accidental, y dijo que pedirá informe detallado a los técnicos de bomberos para que se adelanten las investigaciones del caso.

“Uno tiene experiencia en esto, es toda una viviendo del campo y ya uno sabe que cuando es de día y el sol calienta fuerte, se pueden presentar incendios espontáneos. Pero en la noche, con frío, y en el sitio donde se inició el fuego, es seguro que eso fue provocado“, aseguró Orlando.

La finca de Orlando está ubicada en el área rural de Malambo, sector conocido como ‘Malambito’, en inmediaciones de la denominada Trocha Juan XXIII, intersección de la Circunvalar de la Prosperidad, abarca un área de 70 hectáreas, de las cuales solo se afectó  la que contemplaba el sembradío de mangos, que es de 10 hectáreas aproximadamente.

Orando Navarro se declara un aficionado de la tierra y los cultivos, asegura tener en su finca toda la flora frutícola del departamento, sin embargo, es casi toda ella es para consumo interno, a excepción de los mangos que en este departamento gozan de gran acogida para las empresas despulpadoras y procesadoras de frutas.

La finca tiene acceso, desde el exterior, por la trocha y por la circunvalar, lo que facilita el ingreso de personas desconocidas a la propiedad, y puedan andar por ella.

En esta conflagración se perdieron alrededor de 600 árboles de mango de hilaza en producción, la cual iba a ser comercializada como viene ocurriendo desde hace años en esta región de departamento.

Aunque al sitio llegaron unidades del Cuerpo de Bomberos, les fue imposible ingresar al centro del incendio, además porque los árboles de mango con el fuego, dejan brotar una especie de resina que se convierte en combustible, avivando aún más las llamas.

El incendio y las pérdidas afectan no solo al propietario y a su familia, sino a unos 20 trabajadores que estaban esperando el tiempo de recolección que les permitiera trabajar y ganar el sustento para sus casas.

“Más allá de las pérdidas materiales, lo que le duele a uno es que esto es un trabajo de más de 20 años, y uno le coge cariño y se apega a esto”, asegura Orlando quien agrega que recuperar el terreno, sembrar nuevamente y esperar la cosecha, tardará tantos años, que eso ya no lo verá él por la edad que tiene y el tiempo que tardaría este proceso.

“Esto es un gran esfuerzo que hace uno porque aquí en el Atlántico se sufre mucho por la falta de agua, por las sequías, los vientos, y otras cosas más. Entonces uno hace un esfuerzo fuera de lo común“.

El pasado 19 de marzo, asegura el señor Orlando Navarro, en horas de la tarde, se presentó un conato de incendio en la misma área, pero fue descubierto a tiempo y pudo ser controlado, precisamente por ser en horas del día, cuando había claridad.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

DEJA TU COMENTARIO

error: