impactonews.co

Capturados por red de trata de personas en Barranquilla (1)
Impacto News

Impacto News

Así operaba red de trata de personas en el barrio Boston de Barranquilla

En la vivienda lujosa donde funcionaba un “estudio webcam” fueron rescatados 17 jóvenes colombianos y venezolanos.

Poco a poco se han ido conociendo detalles de la red de trata de personas que funcionaba en una lujosa casa ubicada en la localidad norte-centro histórico de Barranquilla, de la cual fueron rescatados doce jóvenes colombianos y cinco venezolanos, cuyas edades oscilan entre los 19 y 25 años.

El CTI de la Fiscalía, el Ejército Nacional, la Policía Judicial de Migración y el Gaula Militar realizaron una operación el pasado 9 de noviembre en la vivienda del barrio Boston donde funcionaba un estudio webcam de nombre “Carol Studio”.

Allí residían Antonio Javier Salas del Vecchio, alias Antony, y su pareja Johanna Villasmil Altuve, alias Johanna, ambos de nacionalidad venezolana, quienes, presuntamente, atraían en su mayoría a colombianos y venezolanos pertenecientes a la comunidad LGTBIQ+ ofreciéndoles a través de Facebook e Instagram ganar una alta suma de dinero.

Alias Antony y Johanna fueron capturados en una zona comercial de Barranquilla

Una vez allí, explotaban a los jóvenes laboral y sexualmente, obligándoles a trabajar más de lo acordado, dándoles sustancias para mejorar su rendimiento sexual, sometiéndolos a multas si no cumplían con sus órdenes y apoderándose de la mayoría de sus ingresos.

También, presuntamente, los vigilaban mediante un circuito cerrado de video, todos dormían en 12 camarotes ubicados en el parqueadero interno de la casa, no podían salir sin permiso, tenían una hora específica de ingreso y les tenían retenidos sus documentos de identificación, los cuales les pedían, inicialmente, para crearles cuentas en distintas plataformas.

Johanna Villasmil Altuve y Antonio Javier Salas del Vecchio

Las autoridades de Colombia, que adelantaron investigaciones durante 16 meses tras la denuncia de una víctima y los vecinos, apoyadas en la Oficina de Investigaciones de Seguridad Nacional de la Embajada de Estados Unidos, interceptaron llamadas e hicieron sobrevolar drones sobre el inmueble, en el cual encontraron 45 cédulas colombianas y cuatro pasaportes, libros donde llevaban la contabilidad de las operaciones realizadas en el “estudio”, los salarios de los jóvenes y las multas que les imponían. Allí también incautaron varias CPU.

Libro donde llevaban la contabilidad

“Al momento del ingreso de las autoridades, se encontraban transmitiendo contenido sexual en vivo por medio de las plataformas de internet (…). El constante flujo de jóvenes, al parecer, entre ellos menores de edad ingresando a las viviendas en diferentes horas del día y no les parecía normal que en una casa vivieran más de 30 hombres de nacionalidad extranjera y permanentemente se observara llegar domiciliario”, se lee en el dossier de la investigación.

Recientemente, alias Anthony y Johanna fueron imputados por el delito de trata de personas en modalidad de explotación laboral y sexual. El colectivo Caribe Afirmativo se pronunció sobre el caso diciendo:

“En Caribe Afirmativo reconocemos este caso como una clara violación de los derechos humanos de personas LGBTIQ+, en el cual confluyen diferentes tipos de violencias por prejuicio, además de que se esté ante un posible caso de trata de personas. Con esto se hace referencia a que, en esta situación, las personas fueron captadas, trasladadas y acogidas con los fines de explotación sexual y laboral”.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print
Share on email

DEJA TU COMENTARIO

error: